SANTO DOMINGO. Atrás quedaron los tiempos de enviar “papelitos” por debajo de la butaca en el colegio. También aquellos programas radiales que servían de Cupido para llevar mensajes de amor acompañados de una canción romántica. Hoy en día, enamorarse por un “me gusta” y hacer “match” está de moda.

El internet y las redes sociales no solo han revolucionado la forma de buscar información y relacionarse con amigos “virtuales”, sino que también han provocado cambios en la forma de conocer parejas y expresar sentimientos.

Existen aplicaciones y redes sociales dedicadas especialmente a la búsqueda de parejas en internet, entre ellas Tinder, que ofrece la geolocalización para entablar una relación con personas cercanas a la zona en donde se encuentre el usuario.

Esta es una de las más populares en la actualidad, con más de 50 millones de usuarios alrededor del mundo, lo que ha demostrado claramente que la forma de encontrar pareja ha cambiado. Esta aplicación móvil cuenta con una interfaz muy sencilla, que permite a los usuarios conectarse y hacer “match” en cualquier momento e incluso acordar una cita.

Ante esta tendencia que ha provocado la era tecnológica, de entablar relaciones afectivas a través de internet, Diario Libre conversó con las expertas en terapia familiar y relación de pareja, Ana Simó y Angie Santana Fernández.

Amor En Tiempo De Redes Sociales
Las especialistas Ana Simó, sexologa y terapeuta familiar y de pareja del Centro Vida y Familia y Angie Santana Fernández, terapeuta familiar y de pareja, Centro de apoyo y asistencia psicológica nos cuentan como es enamorarse por redes sociales.

 

00:00

03:39

Ambas coinciden en que esto se debe a que actualmente las personas carecen de tiempo para interactuar con los demás y entablar relaciones afectivas, debido a las múltiples ocupaciones. Por esta razón, las herramientas tecnológicas se han convertido en una solución.

Para Ana Simó dice que “con el internet y las redes sociales no hay que interactuar personalmente, cosa que aunque es muy importante a la hora de elegir pareja, pero también es cierto que es un proceso más largo”.

Mientras que Angie Santana Fernández indica: “Para las personas hoy en día es mucho más fácil hacer un paréntesis de unos 15 minutos al día para interactuar con alguien a través las diferentes herramientas que facilita internet en los smartphone o el computador, que ir a tomarse un café o dar un paseo”.

Según indica la sexóloga Simó, debido a la popularidad que han obtenido las redes sociales, han ocurrido cambios drásticos en el proceso de seducción y enamoramiento entre las personas, “hoy en día todo dependerá de la cantidad de likes y la rapidez con que los des”.

“Los terapeutas de pareja estamos muy preocupados, pues al enamorarse por esta vía, las personas muchas veces se enamoran de una fantasía. Las redes nos han enseñado a ser más mentirosos y a ocultar cosas, esas situaciones provocan desilusiones al ser descubiertas”, precisa Simó.

Ambas expertas coinciden en que las personas que se conocen a través de internet suelen tener desconfianza el uno del otro en sus relaciones de pareja, en cuanto al uso de las redes sociales. Indicaron que siempre quedará abierta la posibilidad de que uno de los dos entable otras relaciones paralelas.

“Siempre que uno de los dos está muy sumergido interactuando en redes sociales, el otro puede pensar que lo está haciendo con una tercera persona”, resalta Santana Fernández.

El amor en tiempos de internet y redes sociales

Para Paloma Feliz, internet le dio la oportunidad de conocer el amor. Cuenta que en 2009 decidió experimentar con Badoo, una red social para conocer parejas, por recomendaciones de amigos, y fue ahí donde conoció a Marcos, de origen italiano. En ese momento las barreras de idioma y la distancia no fueron impedimento para que ambos apartaran unos minutos al día para comunicarse y entablar una relación.

Seis meses después, Marcos decidió visitar la República Dominicana. Ese momento, según indicó Feliz, fue de mucho nerviosismo e incertidumbre, pues no sabía si la química y empatía desarrollada a través de los medios digitales se reflejaría en persona.

“Cuando vi a Marco era tal cual como en las fotos y videos que me había enviado. Todo fluyó de forma natural”.

En ese momento relata que se les hizo difícil la comunicación, pues Marcos no hablaba español, ni ella italiano, durante los tres meses de conversaciones a distancia ambos utilizaban traductores online. Pero esto no fue impedimento para que disfrutaran y compartieran el uno del otro, con la finalidad de consolidar la relación nacida gracias a las herramientas tecnológicas.

“Lo difícil de ese momento fue la comunicación, pues él no hablaba nada de español y yo no sabía italiano, pero poco a poco fuimos aprendiendo el uno del otro”.

A pesar de su grata experiencia, Paloma dice que las redes sociales son un arma de doble filo, por lo que hay que tener mucho cuidado al momento de entablar una conversación o relación por las distintas vías que estas ofrecen. “Como hay personas con los mismos intereses, también están los que engañan, ilusionan y en el peor de los casos usan estas plataformas para hacer daño”, indicó.

“En mi caso, ha sido una experiencia increíble porque me permitió conocer hace ocho años al hombre con el que ya llevo seis años de casada”, dice Feliz, que en este momento está en espera de su primer hijo, producto de su relación nacida en las redes sociales.

La clave para entablar una relación saludable

Para la sexóloga Ana Simó, la clave para entablar una relación saludable a través de las redes sociales está en poner las cosas claras desde el primer momento. “Es importante que los dos estén claros sobre si es algo pasajero para pasar el rato o algo serio, no hay que dejarle nada al tiempo”.

Mientras que Santana Fernández aconseja buscar páginas seguras al momento conocer nuevos amigos o buscar pareja. También indica que no es recomendable ofrecer datos personales desde el primer momento. No se debe tener miedo de presentarse tal cual se es, y sobre todo hacer el cambio de ese portal a una forma más privada, porque no tiene sentido entablar una relación por meses solo por esa vía.

Riesgos

Dentro de los principales riegos al momento de entablar una relación a través de las redes sociales, Simó cita los siguientes: que todo se haya edificado sobre una farsa. También que no coincida con la persona que se idealizó o no haya ninguna química al conocerse de manera personal. Mientras que Santana Fernández dice: “Las redes sociales no tienen un filtro, por lo que las personas en determinado momento se pueden topar con otras con distintos intereses o intenciones”.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here