En febrero de 2017 nos consternó terrible explosión en estación GLP Sol Gas, del sector Los Ríos (3 fallecidos, heridos, daños materiales, decenas de familias afectadas). A principios de diciembre de 2018, la aún más grave explosión en fábrica Poliplás debido a explosión de tanque de GNL (8 muertos, decenas de heridos, extensos daños comunitarios), hacía pensar que ese sería, para siempre, el peor suceso similar en el país. Pero no; el 2 de octubre sucedió explosión en estación GLP de Licey al Medio, tragedia que ahora supera la docena de fallecidos, incluyendo menores. Significa que vamos “in crescendo” en estas incalificables tragedias, prevenibles, cuyo fondo es siempre lo mismo: interés particular por encima del general, incumplimiento normativo; autoridades incapaces de aplicar la ley.

    Noticia anteriorPersona non grata en la diplomacia
    Noticia siguientePiénsalo genialmente
    Claudia Fernández



    Source link

    • Show Comments (0)

    Your email address will not be published. Required fields are marked *

    comment *

    • name *

    • email *

    • website *

    Ads

    You May Also Like

    La cultura de la desmemoria – Periódico El Caribe

    La joven, vestida con su ropa de ejercicios, entró al ascensor sin levantar la ...

    Mis reflexiones sobre el Golpe de Estado al Presidente Bosch – Periódico El Caribe

    “Nosotros podemos caer pero el pueblo no debe permitir que caiga la dignidad democrática”Juan ...

    Danilo, nuevo caudillo – Periódico El Caribe

    “Danilo no come pendejá… no come… no come pendejá”. Este parafraseado estribillo del difunto ...

    Los desafíos requieren pactos – Periódico El Caribe

    La puesta en ejecución de la Ley General de Educación que consigna al sector ...

    El periodismo que exige la sociedad – Periódico El Caribe

    ¿Cómo ha sido el comportamiento de los periodistas dominicanos en las últimas décadas? La ...