Cada momento de tu vida está sujeto a un latido, por tanto, cada latido cuenta. Nuestros latidos escriben nuestra historia. La mayoría ni siquiera los sentimos, pero estos nos prolongan la existencia. Sin embargo, unos cuantos nos violentan el corazón, sea por alegrías, dolor, retos o por fe y esos son los que nos recuerdan para qué vivimos. ¡Amar es sentir en cada latido el poder para vivir toda la vida! Nuestro corazón como las estrellas, cuelga firme en el propósito de Dios y sea por un buen susto o una emoción tu palpitar es el deseo del Padre. Amar a Dios es recargar nuestro corazón en el suyo. En promedio latimos unas 100 mil veces por día, algunos latidos tienen nombre, otros, poder, pero todos definitivamente deben tener fe.

    Noticia anteriorHéroes ignorados
    Noticia siguienteMadre dominicanos secuestrados en Haití llora por ellos



    Source link

    • Show Comments (0)

    Your email address will not be published. Required fields are marked *

    comment *

    • name *

    • email *

    • website *

    Ads

    You May Also Like

    Michel no está solo defendiendo a Cabarete – Periódico El Caribe

    Hace algunos años conocí un emigrante que invirtió sus ahorros y sembró sus sueños ...

    Explicaciones insuficientes

    El Consejo del Poder Judicial ha respondido las graves denuncias y señalamientos del presidente ...

    El odioso culto de la personalidad – Periódico El Caribe

    SSi llegaran a preguntarme qué medidas fuera del ámbito económico esperaría de una administración ...

    Volver a creer en los políticos – Periódico El Caribe

    Ser político debe ser sinónimo de orgullo aquí y en cualquier país del mundo. ...

    Amenazas económicas – Periódico El Caribe

    La economía dominicana está bajo amenaza de factores externos. Alzas de precios en una ...

    El discurso del Presidente – Periódico El Caribe

    El presidente Luis Abinader asistió el sábado, en ocasión del 177 aniversario de la ...